La Sirenita · Walt Disney Pictures

Pros y contras de ser una sirena

La Sirenita hizo que toda una generación se enamorara de Ariel y de una de las historias de amor más bonitas de Disney. A raíz de esta película todos hemos deseado ser sirenas y vivir en Atlántica, el hogar de las sirenas, y si dices que no, mientes.

De todas formas, querer ser una sirena no es lo mismo que querer volar, evidentemente tiene una serie de contraindicaciones “marinas” que hay que valorar bien. Así que hoy sacaremos una libreta para analizar los pros y contras que tiene el ser una sirena. ¡Vamos allá!

Pros de ser una sirena

#1 Es una criatura mítica.

Sería algo excepcional. Todo el mundo querría conocerte, claro está, ¿a cuántas sirenas conoces? Posiblemente, es uno de los mayores pros, porque sería algo que da mucho caché.

La Sirenita · Walt Disney Pictures
La Sirenita · Walt Disney Pictures

#2 Puede hablar con los peces.

Esto es algo que los humanos no pueden hacer, o bueno, técnicamente sí pueden, lo único que nunca tendrás una respuesta. En cambio, si fueras una sirena, podrías hablarles y además recibir una respuesta. Piensa en lo que molaría saber qué se les pasa a los peces por la cabeza.

La Sirenita • Walt Disney Pictures
La Sirenita • Walt Disney Pictures

#3 Cachivaches en abundancia.

Piensa en todos los objetos que usas en tu día a día, tenedores, pipas, telescopios, sacacorchos… son objetos que no tienen cabida en la vida marina, porque, ¿qué uso podrías darles? pero seguro que es interesante el pensar para qué les puedes usar, así como coleccionarles.

La Sirenita · Walt Disney Pictures
La Sirenita · Walt Disney Pictures

#4 Tendrías una melodiosa voz.

Piensa en Ariel y sus hermanas. Todas tienen unas voces maravillosas, algo que nos causa gran envidia, porque muchos de nosotros tenemos voces de camionero, en cambio, la voz de las sirenas es muy dulce.

La Sirenita · Walt Disney Pictures
La Sirenita · Walt Disney Pictures

#5 Carruajes de delfines.

Es algo que a todos nos gustaría probar. ¿Ves en la superficie Lamborghinis y Ferraris? No te despertará ninguna envidia, porque tú tendrás en tu arrecife un estupendo carruaje de delfines, siendo la envidia de las demás sirenas y criaturas marinas.

La Sirenita • Walt Disney Pictures
La Sirenita • Walt Disney Pictures

#6 No desprendes olor corporal.

Es uno de los mayores pros de ser una sirena. Muchas personas sudan mucho con el calor, haciendo ejercicio, etc. y la verdad es que el sudor no es algo que huela bien. Si eres una sirena, eliminarás de raíz ese problema, porque, a las malas, olerás a mar cuando estes en la superficie, pero, dentro del agua, no olerás a nada en absoluto.

La Sirenita • Walt Disney Pictures
La Sirenita • Walt Disney Pictures

Contras de ser una sirena

#1 No puedes bailar y saltar sin piernas.

Piensa en la canción de Ariel. Si tienes cola, no podrías bailar, ni saltar, a mayores, tampoco podrías dar un paseo a la luz de la luna.

La Sirenita • Walt Disney Pictures
La Sirenita • Walt Disney Pictures

#2 Estarías amenazado por una bruja marina.

En el mundo de los humanos también hay muchas amenazas, claro está, pero, ninguna es comparable a estar amenazado por una bruja marina que pretende robarte tu voz y quitarle el trono al Rey Tritón.

La Sirenita • Walt Disney Pictures
La Sirenita • Walt Disney Pictures

#3 El vestuario está limitado a tops.

En el mundo de los humanos, tenemos armarios que tienen ropa para la mayoría de las ocasiones. Todos pensamos todas las mañanas el conjunto del día, que pegue, esas cosas. En cambio, si eres una sirena, sólo podrás elegir el top que te pones, además, estará hecho de conchas marinas, entonces, igual es un poco incomodo.

La Sirenita • Walt Disney Pictures
La Sirenita • Walt Disney Pictures

#4 No podrías hacer fuego.

Imagina que el agua está congelada, ¿cómo te calientas? Porque no conozco una manera de hacer una hoguera en el fondo del mar, aunque, igual las sirenas estás acostumbradas a las aguas frías, es algo que habría que comprobar.

La Sirenita • Walt Disney Pictures
La Sirenita • Walt Disney Pictures

#5 No podrías usar zapatos.

A todos nos encantan las zapatillas, zapatos, botines, tacones… pero claro, si eres una sirena, es incompatible que uses zapatos.

La Sirenita • Walt Disney Pictures
La Sirenita • Walt Disney Pictures

A lo largo del artículo hemos analizado los pros y contras de ser una sirena. Ahora te toca a ti decidir y pensar si es factible ser una sirena o, por el contrario, prefieres seguir viviendo en el mundo de los humanos.

¡Compártelo en redes!

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram